El Manejo de la Incertidumbre para el Éxito

Incertidumbre

La incertidumbre forma parte de la vida humana de manera habitual porque tenemos un radio de acción limitado, y nuestras capacidades mentales y físicas también lo son.

Para entender el tema de la incertidumbre y su influencia en la vida del ser humano debemos remitirnos a lo expuesto en artículos anteriores donde dijimos que según estudios hechos en USA se sabe que la parte consciente del ser humano, es decir aquella que a través de los cinco sentidos: vista, oído, gusto, olfato y tacto capta los estímulos del medio. Pero que sin embargo sólo tiene la capacidad de atender o procesar siete variables o trozos de información al mismo tiempo.

Lo cual quiere decir que en un momento determinado sólo podemos atender un máximo de nueve eventos simultáneos que estén ocurriendo a nuestro alrededor. Cómo cuando se conduce un auto, que al mismo tiempo se habla con alguien, se escucha música, etc.

Y por otro lado nuestro sistema nervioso sólo es capaz de captar una parte entre mil millones de la energía del medio. Lo que significa sin tapujos que nuestros sentidos recogen o registran una parte muy pequeña de la realidad que es un infinidad de impresiones sensibles.

Y por tal razón no podemos afirmar que lo que vemos, oímos, gustamos, olemos, tocamos y entendemos es todo lo que hay en el universo y que nuestra comprensión del mundo es total, como pretenden afirmarlo quienes practican el escepticismo, que piensan que en su limitada inteligencia se detiene todo el universo y sus manifestaciones.

La verdad es que nuestros modelos físicos son también limitados y sólo describen una parte muy pequeña de lo que en realidad está ocurriendo en el espacio dentro y fuera de nosotros.

De acuerdo con esta explicación física podemos afirmar sin lugar a dudas que la incertidumbre es un fenómeno muy complejo y que se define como el conjunto de todas las posibilidades que pueden ocurrir en un momento dado frente a uno o varios eventos en la realidad física  y que por una determinada o indeterminada cantidad de factores presentes puede alterarse un resultado esperado. Dicho de otra manera la Incertidumbre es: no saber exactamente qué va a suceder en un momento dado. Por ello  la incertidumbre afecta todo nuestro mundo físico, mental y emocional. Y nadie puede decir con total convencimiento que las cosas sucederán de tal o cual manera en determinado momento porque o bien los eventos que sucedan pueden dilatarse en el tiempo, alterarse parcialmente o radicalmente.

Debido a estas razones todos pasamos en la vida por momentos de duda, tristeza y depresión, porque no podemos dominar todas las variables que se juegan en un momento determinado sobre lo que hacemos y hacia donde nos dirigimos, especialmente cuando esperamos un resultado que no es medible en el corto plazo, sino que vendrá poco a poco con el trascurrir del tiempo a mediano y largo plazo.

Como solución a la incertidumbre y sus efectos muchas veces desconcertantes y desgastantes en nuestro sistema nervioso y en nuestra mente consciente y subconsciente las diferentes culturas del mundo utilizan el ejercicio de la fe, la oración, la meditación y muy recientemente la tan publicitada Ley de la Atracción.

Y la aplicación de todos estos recursos espirituales, mentales, físicos y emocionales le dan al hombre un nuevo concepto de integración total con su medio y de copartícipe en los eventos que se desarrollan en su vida particular, proporcionando además un sentido de influencia directa y de comprensión aumentada de lo que ocurre y puede ocurrir como eventos en su vida.

En cuanto al éxito se refiere, el manejo de la incertidumbre ha sido uno de los puntos claves con el que han tenido que lidiar todos los grandes hombres y mujeres que se han propuesto sueños y objetivos que han trascendido en el tiempo. Y tuvieron qué hacerse y responder preguntas muy concretas en su vida cuando la incertidumbre invadía su mente. Preguntas como:

¿Si llegaré a donde me propongo con lo que hago?

¿Con los pocos elementos que tengo puede darse el gran evento que espero en mi vida personal?

¿Si la situación del país, del tiempo o de las circunstancias continúan igual o empeoran se destruirá todo lo que hecho y por lo que he trabajado?

¿Si es posible que este negocio despegue en algún momento después de que le he invertido tanto tiempo y esfuerzo?

¿Que sucederá si mis seres queridos se mueren y yo quedo sólo?

¿Qué tal si la muerte me llega en cualquier momento y dónde queda todo lo que planeado y trabajado en esta tierra?

¿Mi pareja me quiere verdaderamente o me puede dar una sorpresa cuando menos lo espere?

¿Qué pasa con el más allá en mi vida, a dónde voy cuando me muera?, etc.

Todas esta preguntas algunas sencillas y otras altamente complejas han venido a nuestra mente a través del tiempo, y llegan muchas veces en momentos en que se convierten en instrumentos de sabotaje que amenazan seriamente nuestra estabilidad mental y emocional y nos colocan ante una especie de universo anárquico del cuál somos presas fáciles para  terminar en partes o lugares que no deseamos.

Pero la verdad es que el hombre a través de su actitud influencia de manera directa los resultados que obtiene en su vida a todo nivel. Y sin necesidad de tratar de controlar todas las variables físicas, mentales o emocionales involucradas para evitar errores como le ocurre muy a menudo a la parte consciente del ser humano que quiere gobernar todo y tener control sobre lo que no puede dominar.

En las vidas de los hombres y mujeres exitosos, especialmente los del siglo XX de los cuales se tiene mayor evidencia por sus testimonios de vida, se sabe que tenían una cualidad especial y esencial para manejar y administrar la incertidumbre en sus vidas y era que todos sin excepción estaban habitados por una idea fija de un sueño o una meta que no les permitía desviarse de su camino sin importar las condiciones del momento, los pronósticos fatalistas y sus dudas interiores.

Y es bueno resaltar que todos sin excepción llegaron a buen puerto con su idea, después de pasar temporales de prueba muy duros pero que a la postre sirvieron de acicate para fortalecer su misión y visión en el desarrollo de los acontecimientos de su vida.

En un contexto puramente científico este tipo de fenómeno psicológico, el de tener una idea fija y encontrar los medios para lograrla no resulta en una mera coincidencia porque en la vida de estos exitosos el efecto ha sido causal no casual. No es posible que personas que no se conocen, en distintas partes del mundo y de diferentes  épocas obtengan resultados similares como producto de la coincidencia no en términos de dinero, sino en que todos lograron aquello que deseaban ardientemente y los habitaba mentalmente de manera fija.

Otro ingrediente que afecta radicalmente el manejo de la incertidumbre para el éxito es la resistencia al cambio, porque actúa como escudo de protección que aleja las posibilidades de acción y reflexión, bloqueando en la persona adulta las ideas nuevas que tiene o toma prestadas. Y es notable también el hecho de que la edad en el ser humano afecta el manejo de la incertidumbre porque si la persona no se ha capacitado en desarrollo humano y tiene un pensamiento hermético, entre más años tiene menos incertidumbre quiere y por lo tanto más resistencia al cambio tiene.

Entonces de todo este análisis podemos concluir que:

  • El manejo de la Incertidumbre es clave para administrar las oportunidades.
  • Aunque no podemos dominar de ningún modo todas las variables que pueden darse en un evento, si podemos influir el resultado mediante el ejercicio de un pensamiento sostenido y desarrollado.
  • Es claro que no necesitamos el escepticismo de la parte consciente de la mente para actuar en una meta o un objetivo a mediano y largo plazo. Por lo tanto debemos hacer uso de recursos como: las declaraciones mentales, la visualización, la oración y la meditación.
  • La capacitación en Desarrollo Humano, Autoayuda y Superación permite expandir los límites de lo que podemos lograr con nuestro limitado radio de acción y capacidades. Porque enfoca nuestro pensamiento en las posibilidades no en las limitaciones.
  • No podemos ignorar la Incertidumbre. Debemos hacer que produzca resultados esperados.
  • No es necesario tener todas las respuestas para que un evento deseado y favorable se produzca en nuestra vida.

De acuerdo con estas conclusiones ofrecemos una serie de guías instructivas para el manejo de la incertidumbre:

  • Si no dominas la incertidumbre y sus efectos en tu vida esto degenerará en: estrés, duda, miedo, depresión y culpa por lo tanto emprende desde ahora un programa de automejoramiento continuo a través de recursos virtuales autodescargables, libros, videos y audios.
  • Lo más importante a la hora de lograr un sueño, objetivo o meta es tener la certeza del resultado final. Sin preocuparse constantemente de los medios y de todas las variables que se conjugan para producir el evento esperado. Por lo tanto visualiza tus sueños, objetivos y metas de manera periódica y no olvides que cuando tu creas una realidad mental, esta se encuentra en el mismo campo físico que el objeto o el evento que quieres producir. Y por lo tanto una lleva necesariamente a la otra.
  • Las declaraciones cumplen un papel muy importante para enfocar el pensamiento y eliminar dudas y frustraciones. Aprende como hacerlo leyendo http://www.crearfuturoglobal.com/el-uso-de-declaraciones-como-herramientas-de-superacion/ y utilizando nuestros recursos recomendados.
  • No dejes tu mente en piloto automático rememorando los incidentes diarios negativos. Lee mínimo 15 minutos diarios de libros de Desarrollo Personal y Autoayuda y Superación.
  • Utiliza el poder de la Oración y de la Meditación. Independientemente de tu credo religioso aplica en tu vida los beneficios de la comunicación frecuente don Dios.
  • Descubre el poder y la energía que proporciona el tener una idea fija en la mente. Especialmente en lo que se refiere a sueños, metas y objetivos que sean: legales, morales y éticos; porque esto te abrirá caminos insospechados e inesperados para convertirlos en realidad a pesar de la incertidumbre que algunas veces puedas experimentar por ello. Sin que por eso te conviertas en un(a) paranoico(a) u obsesivo(a).
  • Utiliza la sincronía de eventos en tu vida que trae la Ley de la Atracción. Pero para ello aprende a conocerla, entenderla, practicarla y dominarla.

Para obtener mejores resultados en la práctica y ampliar los conceptos vistos en este artículo sobre el Manejo de la Incertidumbre para el Éxito, te invito a conocer  y utilizar nuestros:

Recursos Recomendados:

Curso Visualización Cuántica – Click Aquí

El mejor curso para romper barreras psicológicas en la búsqueda del éxito, con excelente material de soporte y técnicas revolucionarias para desarrollar el proceso de la visualización creativa para dominar la Incertidumbre y producir la abundancia y el éxito.

Proyecta tu vida – Click Aquí

Proyecta tu vida es un entrenamiento en video donde se enseña a descubrir el Propósito de Vida, a crear un Proyecto de Vida, Establecer Metas y crear un Plan de Acción para lograr metas y objetivos.

 

 

 

*Suscríbete a nuestro Boletín de Información Mensual.*

 

 

 

 

 

 

Comentarios

2 Comentarios en El Manejo de la Incertidumbre para el Éxito

  1. Ricardo Alvarez
  2. Estoy de acuerdo con la información de este brillante artículo. La incertidumbre es inevitable pero se puede manejar con estrategias ganadoras como las que nos muestran aquí.

  3. Alicia Perdomo
  4. Para mi la certeza es la clave para manejar la incertidumbre. Acostumbrar la mente a apuntar hacia un objetivo hace las cosas más sencillas y evita el desgaste mental y emocional. Saludo

Deja un Comentario.
Si deseas mostrar una imagen con tu Comentario, obten un gravatar!